Hace poco menos de un año comenzó el ajetreo; hoy es prácticamente un hecho. Lo cierto es que en abril del 2014 el Castillo de los tres Reyes del Morro acogerá una fase de la Serie Mundial de High o Cliff Diving (clavados extremos).

Una modalidad atractiva y riesgosa in extremis, que desde el 2009 comenzó a diseminarse por el mundo y ya cuenta con una veintena de países que en al menos una ocasión han acogido la cita.

Se trata de realizar clavados - cinco los hombres desde 27 metros de altura y tres mujeres desde 20 metros - estar suspendido en el aire durante tres segundos e impactar el agua de pie a casi 100 kilómetros por hora.

Nada sencillo, al decir de Rolando Ruiz Pedreguera, comisionado nacional de clavados y uno de los mejores ornamentalistas del mundo a finales de la década de los 70 del pasado siglo, quien aseguró: "Yo únicamente llegué hasta la plataforma de diez metros, si me decían que debía saltar un centímetro más arriba, renunciaba. Justamente a esa altura, a cinco y 15 metros, preparan sus saltos los exponentes del high diving. Desde allí, y con la velocidad que se desarrolla, el impacto de cabeza con la superficie del agua sería mortal", explicó.

El colombiano Duque, quien fuera clavadista convencional por una década, atesora el subtítulo en el primer campeonato del orbe en saltos de acantilado.

 

 Su inserción como disciplina oficial en la XV edición de los Campeonatos Mundiales de Deportes Acuáticos, en Barcelona, le presagia un futuro promisorio, y en nuestro caso, el otrora ornamentalista santiaguero de 26 años Yurisbel Caignet, retirado a principios de la temporada, manifestó su intención de incorporarse a la modalidad. Claro está, para ello deberá prepararse en otras latitudes donde ya existen plataformas de este tipo.

 

En Barcelona los honores correspondieron al colombiano Orlando Duque (acumuló 590,20 puntos tras cinco rondas de saltos) y la estadounidense Cesilie Carlton (211,60 unidades luego de tres vueltas).

 

Duque, a pesar de sus 38 años, es uno de los clavadistas extremos más emblemáticos del universo, pues atesora el título en la edición pionera de la Serie Mundial (2009) y los subcampeonatos del 2010 y 2012. Solo el fuera de serie británico Gary Hunt, capaz de eslabonar una cadena de títulos ininterrumpida desde el 2010 y puntero en la actual campaña con 780 rayas, le antecede. El cafetero, además, es miembro del comité técnico de la disciplina, y a finales de septiembre, tras consumarse la parada de Niteroi, Brasil, el día 28, viajará a La Habana junto a Pedreguera para impartir un taller sobre cliff diving.

 

RADIOGRAFÍA A LA SEDE

 

Muchos se preguntarán si el Morro reúne las condiciones para acoger el sui generis evento. Pues sí, allí se ha llevado a cabo el estudio minucioso del escenario de competencias: estricta medición de la profundidad en el área (más de cinco metros), las inmediaciones y la altura del peñón saliente. En el caso del Morro, consta de 20 metros, por lo que habría que construir una plataforma de siete metros de altura y ocho aproximadamente salientes en dirección al mar, para evitar todo riesgo de choque o accidente con los arrecifes.

"Contamos con el visto bueno de las autoridades del INDER, tras las debidas coordinaciones a través de la Federación Cubana de Natación y su comisionado Rodolfo Falcón, además de los contactos con Capitanía y demás instituciones involucradas. Eso le permitirá al público capitalino ver desde el malecón a los 12 ó 14 mejores high divers del orbe —debidamente escogidos por los directivos de la modalidad— ejecutando sus mortales y giros, ahondó Pedreguera, quien afirmó que, a pesar de la altura y por consiguiente el riesgo en las ejecuciones, el deporte es menos complejo que el clavado convencional.

Lo cierto es que hasta ahora no ha habido accidentes fatídicos en cuatro ediciones de la Serie Mundial; incluso, ni siquiera cuando el suizo Oliver Favre (saltó desde 54 metros el 30 de agosto de 1987 en Francia) y la estadounidense Lucy Wardle (hizo otro tanto desde 37 el 7 de abril de 1985 en el Ocean Park de Hong Kong) se establecieron como los humanos recordistas en lanzarse al agua desde las alturas.

Harold Iglesias Manresa harold@granma.cip.cu

http://www.granma.cubaweb.cu/2013/08/30/deportes/artic05.html

 

comments powered by Disqus
^ Top